LA PLATA Historia y leyendas

El paisaje imperante es de llanura, levemente ondulada y pastos húmedos, grandes planicies sin árboles de crecimiento natural, con una alfombra continua y permanente de pastos que no dejan ver el suelo. En este escenario sobre costas cercanas al Río de la Plata, se certifica la presencia desde el período paleolítico, de grupos nómades. Los restos hallados corresponden a los Querandíes, indios nómades, pescadores y cazadores especializados, además de recolectores. La conquista española hace su irrupción definitiva, cuando el rey Carlos III creó el Virreinato del Río de la Plata el 1 de agosto de 1776 para defender a sus colonias del contrabando y las incursiones extranjeras. Desde su fundación en 1580, Buenos Aires había vivido a la sombra del vastísimo Virreinato del Perú y todo debía ser aprobado antes en Lima, su capital. Desde su pasó como cabeza del Virreinato ya no hizo falta viajar miles de kilómetros en carretas y a lomo de mula para recurrir a la Justicia o tratar de obtener algún permiso comercial. El 27 de abril de 1880, se eligió al paraje llamado Lomas de la Ensenada de Barragán como el sitio ideal, encomendando al gobierno provincial la fundación de La Plata, nombre que la tradición atribuye al autor del Martín Fierro, José Hernández. La piedra fundamental se colocó el 19 de noviembre de 1882, durante la primera presidencia de Julio Argentino Roca, en lo que sería su centro geográfico, la actual plaza Moreno, luego custodiada por el bellísimo palacio municipal y la imponente Catedral gótica, rojiza al ser de ladrillos, convertida en uno de los símbolos platenses. Es el centro administrativo de la provincia, sede universitaria y se encuentra próxima a las instalaciones del complejo portuario-industrial y de la zona franca de Ensenada, desde donde parten buques de gran calado, en especial petroleros. La Plata es reconocida por su trazado cuadrado, sus diagonales, su bosque y por sus plazas, colocadas con exactitud en damero cada seis cuadras, habiendo sido su diseñador el Ingeniero Pedro Benoit. El armónico plan con el que fue encarado el proyecto es uno de los ejemplos más relevantes, a nivel mundial, del urbanismo del siglo XIX, es así que a fines del mismo Siglo, La Plata fue un distinguida en la Feria Internacional de París con el premio a la Modernidad, entregado a Dardo Rocha por Julio Verne. Para los que disfrutan de la arquitectura y del urbanismo, La Plata los va a impactar: Los edificios públicos se erigen sobre tres ejes fundamentales: el que dibujan las avenidas 51 y 53 y en sentido perpendicular a las calles 7 y 13. La Casa de Gobierno, ubicada frente a la Legislatura, del otro lado de la plaza San Martín, fue proyectada por el belga Julio Doral. El edificio de la Municipalidad es uno de los más bellos, está separado de la Catedral por la plaza Moreno. En un primer momento la población de La Plata estuvo constituida por operarios de las comisiones demarcadoras y obreros de la construcción, algunos comerciantes y su personal; pronto se les sumaron los trabajadores de los hornos de ladrillo-cal y se hizo necesario construir hoteles y restaurantes para albergar a funcionarios, viajantes de comercio, periodistas, turistas, curiosos y otros pasajeros ocasionales. En marzo de 1884, a menos de un año y medio de la fundación, la población ascendía a 6.846 habitantes. En los suburbios de la ciudad era muy común la realización de carreras cuadreras (carreras de caballo), el juego de la taba (un hueso arrojado al aire donde se gana según de que lado caiga) y el de las bochas. También podían verse riñas de gallos. La Plata es hoy, sede de la Universidad Nacional de La Plata, de la Universidad Católica y la Universidad Argentina de Abogacía. Ciudad eminentemente universitaria, tiene además un Museo de Ciencias Naturales, que cuenta con un prestigioso departamento de paleontología y las Facultades de Arquitectura y Urbanismo, Bellas Artes, Ciencias Agrarias y Forestales, Astronomía y Geofísica, Ciencias Económicas, Ciencias Exactas, Informática, Ciencias Jurídicas y Sociales, Medicina, Ciencias Naturales y Museo, Veterinaria, Humanidades y Ciencias de la Educación, Ingeniería, Odontología, Periodismo y Comunicación Social, y Escuela Superior de Trabajo Social. En el mes de octubre de 1998, la UNESCO incluyó a esta ciudad en una lista tentativa entre otros cuatro sitios del país, que aspiran a alcanzar la designación como Patrimonio de la Humanidad.